La eyaculación precoz es un problema común en la vida sexual de un hombre. Señalada como una disfunción sobre el control de la excitación, este problema tiene fuertes relaciones con problemas de tipo psicológico que fisiológico. Callar heridas emocionales, conflictos no resueltos, ansiedad y zozobra, pueden derivar entre las causas principales de la eyaculación precoz. A continuación conocerá un poco más sobre este trastorno sexual, para así entender que la vergüenza no solventa ningún problema.

eyaculacion_precoz_joya_life_1

¿Qué es una eyaculación precoz? La eyaculación precoz refiere a la falta de control en el reflejo eyaculatorio durante una relación sexual. A este se le considera como un trastorno del orgasmo masculino. De acuerdo a las estadísticas, entre un 25% a 40% de los hombres han experimentado alguna experiencia relacionada con la eyaculación precoz. De hecho, se le considera como el problema íntimo más común entre los hombres. En las situaciones más graves, el hombre puede eyacular antes de la penetración o pocos segundos después de esta.

eyaculacion_precoz_joya_life_2

De acuerdo a la psicóloga y experta en terapia sexual, Helen Kaplan, la eyaculación precoz es “un frustrante tema que tiene como base la psicosomática. Esta dificultad para conseguir el control voluntario de la eyaculación es ocasionada por la falta de capacidad para reconocer las sensaciones corporales propias que la preceden.”

¿Cuáles son las causas de la eyaculación precoz? Las causas de la eyaculación precoz son varias, teniendo en cuenta factores orgánicos, psicológicos e incluso, ambientales. Para comprenderla de mejor manera, en una relación normal, la excitación masculina va en aumento progresivo hasta llegar a la fase Meseta. En esta, el individuo comienza a sentir sensaciones de placer, hasta llegar de forma voluntaria al clímax. En un eyaculador precoz, la fase Meseta no está presente, pues es incapaz de mantenerse en ella. Simplemente el individuo pasa de la excitación inicial a la eyaculación temprana e involuntaria.

eyaculacion_precoz_joya_life_3

Sobre las causas orgánicas, se conoce que una eyaculación precoz deriva de una infección en las zonas urogenitales, así como alteraciones neurológicas, trastorno degenerativo, uso de ciertos fármacos como antidepresivos y antihipertensivos. Otras causas orgánicas pueden ser problemas hormonales, como demás padecimientos que puedan alterar los reflejos de la eyaculación.

Sobre las causas psicológicas, suelen ser las más comunes en comparación a las causas orgánicas. Un caso claro es cuando el individuo subestima la relación, ponderando su bienestar emocional contra el acto sexual satisfactorio. Otras razones derivan en torno a la depresión, el estrés por problemas financieros, expectativas poco realistas de su respuesta sexual, represión, o falta de autoestima y confianza en sí. Sobre las afecciones de tipo psiquiátrico, el trastorno bipolar y el estrés postraumático están también relacionadas con esta disfunción sexual.

eyaculacion_precoz_joya_life_4

Sobre el tratamiento. Una de las terapias psicológicas más comunes suelen ser dinámicas interpersonales o de grupo. Esto se debe a que la falta de comunicación entre una pareja o de la persona con su círculo social, por razones diversas, puede lograr que el encuentro íntimo tenga un fin poco satisfactorio.