Es verdad que el dinero no compra la felicidad pero la excentricidad es un comodín absoluto que acompaña la pasión por los carros. Y es que este comportamiento que por mucho tiempo lo han liderado los hombres, ahora el gremio femenino también se está sumando.

La excentricidad de los adinerados va desde forrar los asientos del auto con piel de animales, hasta darle un “look” vanguardista a la carrocería con baño en oro amarrillo, oro blanco, plata y hasta polvo de diamantes. ¡Qué lujo! Se dice que uno de los países con más demanda de carros último modelo es Dubái, en el que es muy normal ver a jeques y multimillonarios pasear sus joyas sobre ruedas como si se tratase de un desfile de moda.

Joyas_sobre_ruedas_1_joya_life

Otros que se están sumando a la pasión por tener más y más de estas máquinas son los jugadores de fútbol. Los más mencionados son Cristiano Ronaldo con una colección de más de 12 carros lujosos. Entre ellos se destaca el modelo futurista de los súper deportivos, el “Koenigsegg CCX”.

Joyas_sobre_ruedas_4_joya_life

Lionel Messi tiene un hermoso “Maserati Gran Turismo” color blanco, considerado uno de los carros más costosos, según la revista Forbes. También se une a la lista de aficionados, el colombiano James Rodríguez; quien posee un Audi R8 color gris. Las marcas que más resuenan entre los futbolistas son: “Ferrari”, “Rolls-Royce”, “Porsche”, “Audi”, “BMW” y “Aston”.

Otros que son ejemplos de excentricidad sobre ruedas son los artistas, quienes gastan su dinero en nada más y nada menos que remodelando el interior de los autos con televisores, mini bares con hielera y nevera para guardar las bebidas,  enchufes para conectar la plancha o secador por si sucede alguna salida imprevista y hasta un asiento especial para sus mascotas.

Las más exquisitas al momento de comprar son Nicki Minaj, Kim Kardashian y Miley Cyrus; mientras que entre los hombres están Justin Bieber, Jay-Z, 50 Cent, Eminem, Nicolas Cage y Jay Leno. Este último cuenta con una colección en su garaje de 84 carros y 73 motos, sin contar los camiones.

Joyas_sobre_ruedas_3_joya_life

Todos estos avances comenzaron en el siglo XX, hacia 1908, cuando el empresario y fundador de “Ford Motor Company”, Henry Ford; prometió construir “un auto para las masas”. Así fue como se dio a conocer el “Modelo T”, que se convirtió en el carro más comercial en el mundo, llegando a considerarse este hecho como la segunda revolución industrial; ya que por primera vez se llevaba a cabo la producción en cadena.

Se dice que para los años 50 los carros comenzaron a tomar personalidad y estilo “tuning” en los Estados Unidos. En los 60 y 70 es cuando en Alemania se empiezan a ver las primeras transformaciones en los carros por parte de sus dueños. Y más para el Sur, específicamente en Argentina; las modificaciones inician a partir de la década de los 90. Este fenómeno, a veces convencional, otras veces estrafalario, sigue en ascenso en el ámbito mundial.